9 beneficios saludables de comer pescado

Comer pescado es una de las formas más saludables de comer proteínas que podemos encontrar. Tiene una alta concentración de nutrientes esenciales, minerales y vitaminas.

Además, también ofrece un gran aporte de ácidos grasos omega 3, que son imprescindibles para la salud de nuestro organismo.

En base a esto, hemos querido reunir las principales evidencias científicas sobre los beneficios de comer pescado. Ya que no todas las especies valen y hay que diferenciar los considerados como pescados grasos, azules o blancos.

Te mostramos los 9 beneficios para la salud de comer pescado que comparten las autoridades médicas.

Beneficios con evidencias científicas de comer pescado

1. Favorece la actividad cerebral

La actividad cerebral y el correcto funcionamiento del cerebro se perjudica con el paso de los años. Es común en personas ancianas, hombres y mujeres, ver el deterioro cognitivo fomentado por enfermedades neurodegenerativas graves, como el Alzheimer.

Varios estudios científicos han concluido que las personas que comen más cantidad de pescado que aquellas que prefieren la de carne tienen tasas más reducidas de  deterioro mental [Estudio]

Este hecho está intimamente relacionado con la mayor formación de materia gris, el tejido funcional principal de nuestro cerebro.

Ventajas de comer pescado

2. Balance nutricional equilibrado

Comer pescado es beneficioso puesto que está cargado de innumerables nutrientes que no ingerimos en la dosis y cantidad correcta. Esto incluye las denominadas proteínas de alta calidad, minerales como el  yodo y todo el conjunto de vitaminas y minerales esenciales.

Los pescados grasos son los que más calorías y grasas aportan, aunque no por ello dejen de ser saludables. Esto es debido a que las carnes grasas procedentes de, por ejemplo, trucha, salmón, sardinas, atún o caballa, contienen una gran cantidad de grasas insaturadas y el conocido omega 3.

Además, hay que añadir la vitamina D, un compuesto soluble en grasa que muchas veces no tomamos en la cantidad diaria recomendada.

Los ácidos grasos omega-3 son esenciales para la perfecta función del organismo y la actividad cerebral, y están vinculados a la reducción de sufrir muchas enfermedades.

Para cubrir las cantidades recomendadas de este ácido graso, es recomendable tomar pescados grasos como mínimo una o dos veces por semana.

3. Disminuir el riesgo de infartos y accidentes cerebrovasculares

Los infartos y los accidentes cerebrovasculares son las dos causas más comunes de muerte prematura en el mundo [Fuente de consulta]

Por ello, comer pescado es considerado como la opción más saludable para el correcto funcionamiento del sistema cardiovascular.

Una gran cantidad de estudios científicos de gran magnitud muestran que aquellas personas que comen pescado de forma habitual tienen un riesgo menor de ataques cardíacos, ictus o trombosis. [Ver estudio]

Un ejemplo es el estudio realizado en Estados Unidos con más de 40.000 hombres sometidos al ensayo. Aquellos que ingerían regularmente una o 2 raciones por semana tenían un riesgo 15% menor de enfermedad cardíaca.

Esto está íntimamente ligado con la cantidad de ácidos grasos Omega 3.

Ana María Lajusticia Hígado Bacalao - 90 Cápsulas
  • Además, el magnesio contribuye a la síntesis proteica normal, a la función psicológica normal y al mantenimiento de los huesos
  • Estados de descalcificación y raquitismo, problemas oculares y de toda clase de mucosas (garganta, pulmones, tracto digestivo, vejiga, etc.)
  • Tomar 3 perlas al día, repartidas en las tres principales comidas

4. Contiene nutrientes esenciales para el crecimiento

Entre todas las grasas saludables, consideradas como insaturadas, el llamado ácido docosahexaenoico (DHA por sus siglas en inglés) es muy importante para la formación y actividad del cerebro y la visión. [Consultar estudio]

Debido a esto, frecuentemente se recomienda el consumo de ácidos grasos Omega 3 en mujeres embarazadas o en lactancia, favoreciendo el correcto desarrollo del cerebro y los ojos en el feto.

Por contra, el mayor problema que tiene este tipo de pescados es su posible concentración en mercurio, vinculado a problemas importantes en el desarrollo cerebral.

Existen algunas recomendaciones de pescados que contienen menores cantidades de mercurio, como las sardinas, truchas o salmón, con un máximo de 350 gramos por semana.

Por supuesto, se debe evitar comer cualquier tipo de pescado crudo que pueda contener parásitos (el más común es el anisakis).

Evidencias positivas de tomar pescado

5. Prevenir del asma en niños

El asma es una enfermedad común que causa la inflamación crónica de las vías respiratorias, y su incidencia va cada vez más en aumento.

Informes clínicos han obtenido información de que comer pescado reduce en un 24% la tasa de sufrir asma en niños,  aunque no se han hallado efecto en pacientes adultos. [Ver informe]

6. Comer pescado mejora la calidad del sueño

Los trastornos del sueño se han convertido en algo habitual en el mundo occidental.

Los investigadores creen que la ausencia de vitamina D puede tener un papel esencial en la falta de calidad de sueño. Ante este problema, un ensayo clínico comprobó una mejora en la calidad del suelo y en la actividad diaria con la ingesta 3 veces por semana de salmón. [Ver ensayo]

Leer más: plantas medicinales que te ayudarán a dormir bien.

7. Puede ayudar a prevenir y tratar la depresión

La depresión se está convirtiendo lentamente en una de las principales enfermedades del mundo occidental.

Esta enfermedad se caracteriza por un bajo estado de ánimo, sensación continua de tristeza, pérdida de interés general y  disminución de energía.

Los ensayos científicos han evaluado que aquellas personas que ingieren pescado de forma habitual tienen menos propensión a ser diagnosticadas con depresión.  [Ver informe]

Esto parece estar íntimamente vinculado con la mayor ingesta de ácidos grasos Omega 3.

8. Una buena fuente dietética de vitamina D

Nutricionalmente, la vitamina D funciona como una hormona esteroidea en nuestro organismo, y no la consumimos en cantidades suficientes. Se estima que más del 40% de la población en Estados Unidos tiene déficit de vitamina D.

En el pescado encontramos las mejores fuentes de vitamina D, específicamente en aquellos de carne grasa (como el salmón o sardina), con las cantidades más altas.

AlimentosCantidad (g)Vitamina D (IU)
Aceite de hígado de bacalao1 cucharada2300
Salmón100 g624
Sardinas (lata/fresco)100 g480
Margarina100 g429
Ostras6 ostras (medio)269
Hongos, shitake4 hongos (medio)249
Atún en lata, caballa100 g230
Camarones, langostinos100 g152
Arenque100 g120
Leche evaporada1 taza97
Leche entera, descremada1 taza92
Manteca100 g56
Crema de leche100 g 52
Queso suizo100 g44
Queso parmesano100 g28
Yema de huevo1 yema25
Queso camembert100 g12
Queso Cheddar100 g12

Diferentes aceites de pescado, específicamente el aceite de hígado de bacalao, ofrece un aporte concentrado de vitamina D, con más del 200% de la cantidad diaria recomendada (CDR) en una sola cucharada (aproximadamente unos 15 ml).

Sin embargo, como ya sabes, la principal fuente de vitamina D es el Sol, donde una breve exposición es suficiente para completar nuestras necesidades básicas. Por contra, los países del norte que sufren días nublados de forma continua, necesitan de suplementos vitamínicos.

Rebajas
Pure & Essential Vitamina D3 Cotidiana, colecalciferol 2000 ui, suministro diario para un año, 365 comprimidos
  • DOSIS DIARIA IDEAL: la dosis diaria de 2000 ui de vitamina d3 promueve niveles óptimos de vitamina d3 en el cuerpo sin alterar el delicado equilibrio entre el calcio y la vitamina d3.
  • FORMA DE COMPRIMIDO PARA UNA MEJOR ABSORCIÓN: utilizamos comprimidos en lugar de cápsulas a base de aceite para evitar problemas asociados con la mala absorción de grasas en personas con problemas digestivos.
  • FÁCILES DE TRAGAR: los comprimidos son redondos y tienen un diámetro de 8 mm, o sea son más pequeños que una judía.

9. Puede reducir el riesgo de sufrir diabetes

La diabetes es una enfermedad que modifica cómo usa el organismo la glucosa, que es el principal tipo de azúcar que contiene la sangre.

Varios estudios científicos asocian el Omega 3 con un menor riesgo de sufrir diabetes tipo 1, especialmente en niños, y la forma de diabetes autoinmune en adultos. [Estudio 1]

A su vez, hay algunos ensayos, aunque con una evidencia débil, que relacionan estos ácidos grasos con la reducción de la esclorosis múltiple y menor riesgo de sufrir artritis reumatoide. En ambos casos, es necesario mayor aportación científica.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.